Registrate

Blog

Latest News
Esto es lo que debes tener en cuenta antes de comprar una plaza de garaje

Esto es lo que debes tener en cuenta antes de comprar una plaza de garaje

La inversión en una plaza de garaje es una decisión que muchos ciudadanos valoran, ya que entre las ventajas de la adquisición de una plaza de garaje está la de ser un activo de precio reducido en comparación a otras inversiones, además de requerir poco mantenimiento y unos gastos asociados relativamente pequeños.

Además, con la actual crisis sanitaria, provocada por la COVID-19, muchos conductores se plantean adquirir su propio espacio para aparcar sin problemas, al haberse incrementado el uso del vehículo particular. Como es normal, antes de la compra de cualquier bien inmueble, es importante tener en cuenta una serie de comprobaciones, para evitar en la medida de lo posible problemas posteriores.

Antes de la compra

Como en la compra de cualquier inmueble, es importante conocer que la plaza no tiene cargas, la manera de hacerlo es solicitando una nota simple al Registro de la Propiedad. Con ella, tendremos información al respecto de si existen cargas previas (hipotecas, préstamos, anotaciones preventivas, etcétera) sobre la plaza o si se ve afectada por algún embargo. Además, con esta nota simple, podremos comprobar también que el nombre de quien nos vende la plaza coincide con el registrado como titular y si existe algún usufructuario de esta. También es recomendable comprobar que está al corriente de los pagos del IBI y comunidad de propietarios.  

Si la plaza de garaje que se va a adquirir es de segunda mano, es recomendable un contrato privado de compraventa de garaje entre particulares, este será un documento preparatorio previo a la futura formalización de la escritura ante notario. Se trata de un documento sencillo pero vinculante, ya que las partes se verán obligadas a cumplir con lo firmado, por lo que es importante que esté revisado por un abogado experto en la materia, ya que con la firma de este contrato privado se pactan los acuerdos esenciales entre ambas partes (precio final, forma de pago, día de entrega de la plaza, quien asume los gastos de notaría y escritura, etcétera…). Hay que tener en cuenta, que en el caso de haber cargas o deudas pendientes estas deben constar en el contrato privado de compraventa, reconociendo que serán abonadas por el vendedor antes de la firma de la escritura notarial de compraventa.

Después de la compra

Tras la compra de una plaza de garaje, hay una serie de trámites y obligaciones en la notaría, en la Agencia Tributaria y en Registro de la Propiedad, que debemos realizar para evitar que nos multen por no haber liquidado los impuestos a tiempo y para que la plaza de garaje quede inscrita a nuestro nombre y de este modo goce de la fe pública registral frente a terceros.

Gastos de la compra

Lo primero que hay que tener en cuenta es que cuando hablamos de las plazas de garaje hablamos de bienes inmuebles cuya compra también se ve gravada por impuestos. Por eso es importante calcular de antemano cuánto nos van a costar estos. Además, es importante valorar que no será el mismo pago si hablamos de una plaza nueva y que por lo tanto vende el promotor en primera entrega, habrá que pagar el 21% de IVA o el 10% si va a asociada a la compra de una vivienda nueva. Si hablamos de una plaza de segunda mano los gastos a los que habrá que hacer frente serán el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales (ITP), y además el impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados (AJD).

Además de todo lo anterior también hay que tener en cuenta gastos relativos a notaría, gestoría o registro.

¿Qué documentación necesito y cómo formalizo la compra?

En la notaría podrás recoger las escrituras de la plaza de garaje, gracias a la copia simple de la escritura para que tengas constancia por escrito de que la plaza es tuya. El siguiente paso es ir a la Agencia tributaria, en los 30 días hábiles a partir del día siguiente de la compra de la plaza de garaje para liquidar los impuestos, ten en cuenta que la cantidad podrá variar según la Comunidad Autónoma y también lo hará dependiendo de si es una plaza de obra nueva o de segunda mano. Por último y una vez tengas la escritura de compra de la plaza de garaje sellada por la Agencia Tributaria, conforme has liquidado los impuestos correspondientes, podrás ir al Registro de la Propiedad para inscribir la plaza a tu nombre.  

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *